por qué es importante invertir en bolsa

¿Por qué es importante invertir en bolsa?

Una creencia generalizada dentro del mundo empresarial y, en concreto, del inversionista es pensar que invertir en bolsa está hecho para personas con un nivel adquisitivo alto. Nada más lejos de la realidad. De hecho, es más que probable que si trazas una estrategia correcta puedas generar beneficios, eso sí, siempre a medio y largo plazo.

Es por ello que no tienes que dejarte influir por comentarios ni concepciones extendidas dentro del sector. Tampoco deben condicionarte las opiniones ajenas. Debes tener en consideración tanto sus aspectos positivos como sus negativos, claro está. Nada es blanco ni negro; siempre hay un punto intermedio. Pues en la bolsa igual.

En la vida siempre van a intentarte vender ideas, productos o servicios. Y solo tú serás quien tome la decisión final. Tus aciertos y tus errores van a depender de si aciertas o no con las decisiones que lleves a cabo. Si vas al dentista te querrán sacar más dinero del necesario y es posible que te alarguen el tratamiento más del necesario, si vas a comprarte una blusa acabarás llevándote, además, unos pantalones e igual unos zapatos y si vas a una frutería seguramente compres más de lo que necesitas.

La bolsa no escapa a esto. Va a haber una lucha entre varias empresas para que deposites en ellas su dinero. Para eso intentarán mostrarte su mejor cara y lo conseguirán porque tienen a gente experta en el arte de la persuasión y la negociación. Así que deberás investigar y documentarte antes de dar el paso final.

A continuación vamos a citar algunas de las razones por las cuales sería conveniente que, al menos, le des una oportunidad a la inversión y, por qué no, generar tus primeros beneficios como inversor.

¿Cuáles son las razones para invertir en bolsa?

1- Genera conocimientos de valor

Más allá de ganar dinero y buscar rentabilidad, lo que harás será adquirir nuevos conocimientos y conocer nuevas herramientas con las que operar. Te meterás de lleno en el sector y aprenderás cómo utilizar nuevos mecanismos e instrumentos.

Y no solo obtendrás formación económica, sino que irás más allá. Si compras acciones de una empresa dedicada a los videojuegos inevitablemente te tocará aprender más sobre ellos. Y así con todos los campos. Será un crecimiento tanto a nivel profesional como a nivel humano porque también te relacionarás con más personas, te enfrentarás a mayores desafíos y obtendrás una satisfacción personal con la cual te sentirás realizado.

2- La bolsa y su tendencia alcista

El ser humano suele quedarse siempre con lo negativo y pensar que las cosas van a salir mal. De ahí el dicho de que si algo va mal, irá a peor. Si observas las reseñas de un hotel y hay 98 positivas y 2 negativas te vas a quedar con las últimas. Es así.

Debemos cambiar esa visión para no caer en miedos y preocupaciones que no tengan razón de ser. En el terreno de la bolsa es muy probable observar tanto caídas como bajadas. Y ahí viene el miedo. La obsesión de fijarse a diario en su comportamiento. Eso puede derivar en una mala lectura de su funcionamiento.

Sin embargo, si dejas fluir y te fijas en su tendencia anual, normalmente, siempre suele ir al alza. Sea el índice que sea. De hecho, el SP500, el índice bursátil más importante de EEUU, ha subido un 250 % desde 2006.

Todo eso no conlleva que haya una subida de cotización en todas las empresas, pero si estudias bien el mercado y lo analizas antes de invertir en bolsa observarás en qué sector y en qué empresas será más seguro invertir.

3- Crecimiento a largo plazo

Si te lo tomas con seriedad y disciplina es más que probable que termines multiplicando tu inversión inicial. Si hay inversión en las empresas será más factible que terminen creciendo y si crecen terminarás ganando dinero. Sea el que sea. Al mínimo crecimiento tú ya habrás obtenido beneficios.

Por tanto, al invertir en bolsa, sin arriesgar grandes cantidades de dinero y conociendo bien el momento en el que debes invertir adquirirás más capital. Eso sí, hay que tener en cuenta que esto se trata de un proceso a largo plazo. Si quieres hacerlo rápidamente es muy probable que termines por no cumplir tus cometidos iniciales.

4- Garantiza tu pensión de jubilación

Este es un tema candente en la actualidad. Tanto a nivel político como a nivel social es un asunto que está generando mucha controversia en los últimos años. Si el sistema de pensiones sigue como está hoy en día el futuro se antoja complicado.

Debido a la maltrecha economía cada día nacen menos niños. Si a eso le juntamos que la esperanza de vida aumenta con el paso de los años gracias a los avances médicos y científicos, el problema se hará más grande con el paso del tiempo.

Por ello, si tenemos en cuenta que la bolsa, tal y como hemos indicado anteriormente, sigue una tendencia alcista, con rentabilidades que incluso llegan a superar el 6 % anual, vislumbramos un futuro más claro para quienes inviertan en ella. Es probable que dentro de 30- 50 años las pensiones solo sirvan como medio de subsistencia extremo y no sean suficientes; por lo que la inversión en bolsa podría ser de gran ayuda para crear un colchón económico con el que subsistir.

5- Potencia tu calidad de vida

Si adquieres buenos hábitos y finalmente cumples con los objetivos que te propusiste en su día, habrás cumplido con creces. Los beneficios económicos te permitirán vivir en mejores condiciones, con menores preocupaciones y con mayores comodidades.

Además, con el paso del tiempo tendrás una base sobre la que habrás aprendido a cómo invertir y, consecuentemente, sabrás poner en marcha los conocimientos necesarios para poder capitalizar tu capital a largo plazo. De esa manera tendrás tanto tu presente como tu futuro garantizados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.