Siemens combate contra la pérdida de momento

Siemens combate contra la pérdida de momento

Siemens AG (SIE) en gráfico semanal con MACD (ventana central) y volumen de negociación

Fuente: Visual Chart y elaboración propia.

La serie de precios del activo bajo estudio intenta rebotar a partir del soporte de largo plazo localizado en torno a los 80,17-77,91€ por acción, área que ha permitido a lo largo de los últimos meses una recuperación significativa de la cotización. Dicho soporte funciona como aproximación al retroceso proporcional del 38,2% de Fibonacci correspondiente al ciclo alcista que parte de los 33,05€ registrados el año 2008.

El intento de rebote gana en importancia puesto que la estructura de precios del último año tiende a caer. Tras registrar un máximo en los 106,35€ por acción, la secuencia de máximos y mínimos decrecientes amenaza el dominio de las compras, amenaza que viene corroborada por la evolución de la media móvil de largo plazo cuya pendiente comienza a asentarse en el lado bajista.

El rebote se la juega a corto plazo y, para considerar que podemos hacer algo interesante, la serie de precios debe mostrarse capaz de resolver al alza el máximo relativo previo situado en los 92,15€ por acción, máximo que funciona como aproximación a la media de largo plazo o de las últimas 52 semanas de cotización. Este rebote debe ser capaz de, al menos, alcanzar la directriz bajista de largo plazo que parte de los 106,35€. De no mostrarse capaz de alcanzarla, la viabilidad del soporte de los 80,17-77,91€ por acción estaría entredicho.

En este sentido, debemos ser conscientes que una perforación del soporte comentado, habilitaría un tramo no encontraría un soporte robusto hasta los 62,13€ por acción, nivel de soporte que funciona como aproximación al retroceso proporcional del 61,8% de Fibonacci derivado del ciclo alcista aún vigente. La cotización es alcista de fondo, pero se van registrando una acumulación de señales de agotamiento de manera gradual que provocan que la pérdida de momento se intensifique hasta tal punto que, el actual rebote de las últimas dos semanas, comience a tener una repercusión de cara al medio plazo. 

Añadir nuevo comentario